¡Con su sangre me salvo y no le Importo el dolor, porque lo hizo por Amor!


"La cuaresma no es un tiempo malo o negativo. Sino que es un tiempo en donde el AMOR de Dios saldrá a nuestro encuentro, de una manera muy especial. Como una oportunidad, como una bendición. La cuaresma no es tampoco un tiempo en el que Dios nos mira con más exigencia; pero es cuando nos AMA muchísimo más y nos mira con su más tierna e infinita misericordia."

Porque tanto amó Dios al mundo, que dio a su Hijo unigénito, para que todo aquel que cree en Él, no se pierda, mas tenga vida eterna. Porque Dios no envió a su Hijo al mundo para juzgar al mundo, sino para que el mundo sea salvo por Él... (Juan 3:16,17)




¡Cristo mío, Señor mío…! ¡Yo os AMO!



Martes 28 de Enero del 2017