Sólo tienes que ser humilde, pequeño y fiel


No os he pedido fundar una comunidad, sino más bien adorarme, amarme, buscar Mi Rostro Eucarístico y acercarte a Mi Corazón Eucarístico. Te he pedido que confíes en Mí y que pongas en mí, solo toda tu esperanza y todos tus sueños de felicidad y paz. Buscadme, confía en Mí, y todo lo demás os será dado también. Sólo tienes que ser humilde, pequeño y fiel. Sin Mi nada podéis, pero para Mí, nada es imposible.

Sé fiel, entonces, a Mí, no a un proyecto o a un ideal. Yo soy tu todo. Vive sólo para mí. Búscame. Busca mi Rostro. Toma consuelo cerca de Mi corazón roto. Mira cómo te amo, hasta la perforación de Mi Corazón por la lanza del soldado, hasta las últimas gotas de sangre y agua. No hay nada que no haga por ti, y esto porque te amo y porque eres mío. Permitirme actuar libremente, escogiendo los medios, el día y la hora. Estoy encantado y consolado por tu presencia cercana a Mí. Esto es lo que te pedí, y respondiste a las súplicas de Mi Corazón. Por encima de todas las cosas, permanece fiel a tus tiempos de adoración. 





In Sinu Jesu (Libro en Ingles)
Diario de un Sacerdote en la oración
Agosto 30 del 2017




1 comentario :

FLOR DEL SILENCIO dijo...

Dios no pretende de mi que tenga éxito. Sólo me exige que le sea fiel, un abrazo fuerte y unidas en oración.